Mantener frescos a los cerdos adultos durante el verano así como durante los meses de transición climática es un reto, como es bien sabido por todos los productores porcinos. Sin embargo, existen algunas sugerencias para mejorar las posibilidades de refrescarles su ambiente de forma satisfactoria. 

Es determinante conocer los principios básicos de cómo refrescar a los cerdos, incluyendo cuándo utilizar las opciones de evaporación de agua. Los cerdos no sudan, por lo que no tienen una capacidad incorporada para ese método de enfriamiento, aunque el proceso de evaporación puede ser altamente eficiente en muchas condiciones. Sin embargo, existen algunas formas en las que podemos compensar la falta de glándulas sudoríparas en los cerdos, y por esta razón, podremos mantener al cerdo bastante cómodo y productivo en un clima caliente.

La prioridad uno es el intercambio de aire a través de la galera o galpon. El aire exterior usualmente tiene cierta capacidad para absorber la humedad, adicionalmente el aire exterior frecuentemente es un poco más frío que el aire interior en donde los cerdos están emitiendo calor. Por lo tanto, necesitamos traer mucho aire del exterior hacia adentro del edificio como primer paso para el enfriamiento. 

En condiciones de temperaturas altas, comúnmente se recomiendan velocidades de intercambio de aire de hasta 150 pies cúbicos por minuto por cerdo para cerdos ya en su etapa final, y hasta 500 cfm por cabeza para cerdas en etapa de lactancia. Obtener estas altas velocidades de intercambio de aire depende de un diseño inicial correcto y de allí en adelante de darle un buen mantenimiento al sistema para mantener el flujo de aire en el valor del diseño original. 

La Prioridad No. 2 es la velocidad del aire sobre el cerdo. Enfriar cerdos requiere de convección o de enfriamiento del viento. Algunas grandes galeras o galpones de cerdos se optimizan para la ventilación natural durante períodos calientes, por lo que depender del soplo del viento a través de la galera para enfriar a los cerdos no es una opción realista. Usted debe suministrar viento artificial utilizando ventiladores eléctricos, la selección y la colocación de los mismos depende del diseño de la galera y si la estructura está diseñada para ventilación natural o ventilación mecánica. 

Los diseños más simples de ventiladores de circulación permitirán espacio entre los ventiladores de aproximadamente 10 veces el diámetro del ventilador. Por lo tanto, para ventiladores de 24 pulgadas de diámetro, usted puede espaciarlos a 20 pies de distancia entre sí y obtener velocidades de aire bastante buenas a nivel del cerdo. Recuerde que esto involucra muchos ventiladores y no todos los sistemas de cableado de la galera son adecuados para manejar las cargas que se les impone.

La prioridad tres es la estrategia de evaporación del agua. En todas las áreas, excepto las áridas zonas del sur oeste, existen dos métodos efectivos para esto:

  • Coloque agua líquida directamente sobre la piel del cerdo, en donde se pueda evaporar y pueda extraer calor del cuerpo o
  • Utilice evaporación de agua para enfriar el aire de ventilación entrante para toda el área. 

Cualquiera de los métodos requiere de velocidad de aire complementaria sobre el cerdo por medio de ventiladores eléctricos. Para el método 1, estrategia de mojar la piel, es importante utilizar boquillas o regaderas que produzcan grandes gotas de agua, no una bruma o niebla fina. La idea es producir una lluvia, no una niebla. Las gotas de agua deben mojar la piel del cerdo completamente para que el calor del cuerpo del cerdo pueda removerse efectivamente, y de esa manera maximizar la cantidad de enfriamiento de evaporación. Usted no puede enfriar a los cerdos con enfriamiento de evaporación, si el agua en el micro ambiente del cerdo no se evapora. Es esencial un controlador automático que supervisa la temperatura ambiente y administra la regulación de encendido/apagado del agua, además, la automatización fácilmente se paga por sí sola.

Para el método 2, utilizando el enfriamiento de evaporación del aire de ventilación entrante, la mayoría de productores utilizan almohadillas de enfriamiento de evaporación y pueden obtener una reducción de algunos grados en la temperatura ambiental que está entrando al área. Para que este método sea efectivo, usted debe haber cubierto la primera y segunda prioridad de enfriamiento; un intercambio suficiente de aire con el aire exterior y una buena velocidad del aire a nivel del cerdo.

Un sistema de ventilación de túnel bien diseñado usualmente puede producir condiciones cómodas todos los días, excepto los días más calurosos, pero los sistemas pueden no enfriar, si no se les da un buen mantenimiento y se les opera cuidadosamente. Para obtener mayor información, considere obtener una copia del documento de Midwest Planning Services (MWPS-32), Mechanical Ventilating Systems for Livestock Housing [Sistemas de ventilación mecánica para albergues de ganado],  o comuníquese con MWPS al teléfono (515) 294-4337.